Category Charter Report
chartering TMGA Puerto A Coruña

En el mercado granelero, según el Baltic Dry Index, nos encontramos en una gradual pero estable subida de los fletes a todos los niveles. Mientras, los contenedores descienden colina abajo sin frenos, aunque tampoco le viene mal después de haber alcanzado el máximo el pasado enero.

El Ramadán y las inminentes vacaciones de Semana Santa, ya se han hecho notar en el segmento costero, donde los armadores se están cobrando su prima si tienen que pasarlas fondeados.

Por lo demás, nada nuevo bajo el sol, dentro de este caos en el que ya estamos acostumbrados a vivir. La sequía ataca al Canal de Panamá por el oeste, los piratas incrementan los ataques en el Mar Rojo por el este, el hielo por el norte (aunque poco a poco se retira de la pelea), Rusia y Ucrania ya ni es noticia, en casa la corrupción en España bajo la lupa de Europa (tampoco nada nuevo), … Otro día en la oficina.

Parece que estamos de subida, la primavera los fletes altera, como si nos desperezáramos de un letargo invernal, los armadores revisan al alza y se mantienen estables en sus pretensiones.

Repunte en los fletes del Báltico gracias a los requisitos de hielo.

Las condiciones de hielo siguen siendo un factor determinante en las rutas de cabotaje del norte de Europa, con grandes bloques en el Báltico septentrional y oriental que tiene en vilo a armadores, pues esto mantiene ocupados a los buques con “ice class” y viéndolas venir a los que no, lo que hará aumentar los fletes, sobre todo en las rutas largas, desde el bajo Báltico hacia el sur. Dado que el tonelaje disponible en el Mar del Norte y el Báltico sigue siendo inferior a la demanda de carga los armadores llevan la voz cantante en las negociaciones, manteniendo los números ligeramente al alza.

Vuelve la presión a los fletes del Danubio, las modestas ganancias en las rutas del sur de Europa durante la primera quince de marzo parecen continuar con una falta general de demanda, que da a fletadores muchas oportunidades para tensar la cuerda a su favor. Respecto a los fletes desde Azov a Mármara siguen sin remontar.

La semana en el mercado de los handys fue por lo general positiva por lo que estamos asistiendo a una subida ligera, pero continuada, durante las últimas semanas en este sector.

En el Golfo de EE.UU. la actividad volvió a ser más visible con una inyección de cargas con dirección Continente y África Occidental.

En el Atlántico Sur también se observaron mejoras y subidas de fletes durante la semana con la entrada en el mercado de las cargas de grano y azúcar dando impulso al sector de Handy en esta región.

Con respecto a la Cuenca Asiática y Pacífica, la semana también fue positiva debido a cierta escasez de tonelaje y a una inyección de carga constante en la región que contribuyó a elevar las tarifas una semana más, aunque a final de la misma, la subida de éstas se ralentizó y comenzaron a suavizarse ligeramente

En lo que respecta a los Ultras y Supramaxes ha sido una semana dispar con sentimiento cambiante en las diferentes cuencas.

El Atlántico en general careció de ímpetu y nuevas cargas, sobre todo en el Golfo de EE.UU. y también en la región del Atlántico Sur. En la región europea del Continente-Mediterráneo sí se registró algo más de movimiento aunque no ayudó a subir el nivel de flete y éstos se mantuvieron planos por lo general.

Sin embargo, en Asia, donde la oferta de tonelaje sigue siendo escasa, los fletes fueron más positivos debido precisamente a dicha escasez de tonelaje disponible y una oferta de cargas que, sin ser demasiado elevada, sí es constante. Veremos si el optimismo en la cuenca asiática se mantiene durante las próximas semanas.

Las señales mixtas del mercado, junto con la volatilidad del mercado FFA, no lograron desanimar al sector de los buques Panamax, que registró importantes subidas esta semana.

En la cuenca Atlántica, el volumen transatlántico siguió siendo escaso, pero el sentimiento positivo se reflejó en unos fletes más firmes en los viajes fronthaul. América del Sur a mediados de semana se convirtió en la fuerza motriz del mercado, con cierres para principio de abril a niveles significativamente mayores que los vistos hasta ahora para finales de marzo con la irrupción en el mercado de la recogida de la cosecha como anticipábamos semanas atrás.

Esto parece haber tenido un impacto positivo en la cuenca del Pacífico, con sólidos niveles de demanda de Indonesia y Australia que añaden impulsividad a un mercado ya de por sí bien apoyado.

A lo largo de la semana, el mercado de buques Capesize experimentó cambios en cuanto a actividad y sentimiento a lo largo de toda la semana y en las diferentes cuencas.

La semana comenzó con fuerza en el Pacífico, con las tres grandes empresas mineras rebosantes de actividad, lo que se reflejó en un aumento considerable del nivel de flete en toda la región. Sin embargo, a medida que avanzaba la semana, se produjo un notable parón en la actividad tanto en la cuenca Pacífica como en la Atlántico, ayudando a rebajar las expectativas y a no disparar el mercado hacia arriba.

En el Atlántico, las ofertas cayeron drásticamente desde el sur de Brasil y África Occidental hasta el Far East, lo que amplió la brecha, ya que los armadores trataron de resistirse e intentaron mantener el nivel de mercado como a inicio de semana.

Sin embargo, el mercado experimentó un giro hacia el final de la semana, influido por los movimientos del mercado FFA y un repunte de la actividad en ambas cuencas. En el Pacífico, se experimentó un aumento de cargas controladas por operadores, lo que contribuyó a un nuevo aumento del nivel de mercado a final de la semana en esta cuenca.

Algo similar ocurrió en la cuenca Atlántica a final de la semana donde la actividad aumentó nuevamente desde la Costa Este de América del Sur y África Occidental destino Lejano Oriente, por lo que los fletes volvieron a repuntar hacia arriba, acabando la semana con niveles de mercado significativamente mayores.

Mercado de Cereales

La pasada semana hubo reporte de previsiones del Departamento de Agricultura de Estados Unidos para el mes de marzo, WASDE, donde se aprecia un aumento oferta mundial de trigo en 800.000 t hasta 1.058 Mt, principalmente debido a los volúmenes disponibles en Australia, Rusia y Argentina, junto una compensación de las restricciones en la Unión Europea y Serbia.

La producción mundial podría aumentar en 960.000 t en marzo si lo comparamos con febrero hasta las 786,7 Mt. Las existencias mundiales previstas para la campaña 2023/24 se han reducido en 600.000 t hasta 258,8 Mt, el más bajo desde la campaña 2015/16.

El USDA pronostica que la producción mundial de cereales secundarios en la campaña 2023/24 será 2,7 Mt menor y caerá a 1.507 Mt. Se prevé un mayor comercio y menores existencias finales en comparación con el mes pasado. La cosecha de maíz será menor en Ucrania, Rusia y México que se compensa por aumentos en Argentina, en base a una mayor superficie cultivada esperada. Las existencias mundiales de maíz son menores, debido principalmente a una disminución en Ucrania, compensada por un aumento en Brasil. Cayeron en 2,4 Mt hasta 319,6 Mt.

Mercado de Metales

Los precios de cobre subieron mientras el mercado esperaba los datos de los préstamos chinos para conocer la demanda del principal consumidor de metales y los datos de inflación de Estados Unidos para conocer el calendario de los recortes de las tasas de interés y la dirección del dólar.

Los precios del metal, considerado un indicador de la salud económica, alcanzaron el viernes un máximo de cinco semanas de 8.689 dólares la tonelada.

Se espera un retroceso brusco en los préstamos bancarios de China en febrero ya que en enero rozaron el récord (por factores estacionales). Se toman dichos datos pues incluyen las cifras totales de financiación social, un indicador clave del futuro consumo de metales.

Otros metales: el níquel avanzó un 1,8%, a 18.345 dólares la tonelada; el aluminio subió un 0,7%, a 2.255 dólares; el zinc ganó un 1,4%, a 2.564 dólares; el plomo sumó un 1% a 2.125 dólares; y el estaño bajó un 0,1% a 27.600 dólares.

Mercado EU ETS

El mercado de emisiones de CO2 se encuentra bajista desde comienzos de año, se ha de tener en cuenta la obligatoriedad por parte de Europa en la reducción de emisiones para el año 2030 y la entrada en vigor en 2024 por parte del sector marítimo.

  • Como continúan los ataques a buques en el mar Rojo, nos encontramos con que la demanda de combustible marítimo es cada vez mayor como consecuencia del alargamiento de las rutas marítimas alrededor del Cabo de Buena Esperanza. Lo que ha provocado que el petróleo haya experimentado otra subida alcanzando los 85 dólares, alcanzando así su precio más alto desde noviembre del año pasado después de que la Agencia Internacional de la Energía anticipase un ligero déficit en el mercado.
  • En los últimos doce meses el precio del barril de petróleo Brent ha aumentado un 8,39%.
  • En cuanto al tráfico marítimo, nos encontramos con un mercado que se está despertando se ven pocos buques al spot y con fletes un poco más elevados que en semanas anteriores.
  • Parece que estamos de subida, la primavera los fletes altera, como si nos desperezáramos de un letargo invernal, los armadores revisan al alza y se mantienen estables en sus pretensiones. Creemos que serán capaces de saltar sobre el periodo vacacional y superar a su favor la Semana Santa y el Ramadán de forma que nos plantemos en Abril con fletes en ascenso. Salvo sorpresas…

Nos encontramos con un mercado que se está despertando se ven pocos buques al spot y con fletes un poco más elevados que en semanas anteriores.

La información contenida en este «post» se hace únicamente a título informativo, reservándose Eco Marítima el derecho de suspender su difusión, total o parcialmente, y de modificar la estructura y contenido de esta publicación sin aviso previo. No responderemos de los daños o perjuicios causados por decisiones tomadas en base a la información difundida por este medio, ni de posibles inexactitudes, omisiones o errores contenidos en el mismo.